Reservar
MENU
esp

Historia

El Deseo Home nació de la idea de dos primos romanos Antonio (quinta de 1964) y Piero, 10 años menor.
Al principio, tan solo tenía cinco habitaciones, pero fue creciendo, tuvo éxito y en menos 10 años se ha transformado en una pensión con encanto de 25 habitaciones con recepción, sala de desayunos y un pequeño vestíbulo con un espacio anexo, tan agradables como indispensables para las funciones del hotel.

Frente a la monumental puerta Pía, símbolo patrio por excelencia, el Deseo Home se ubica en un edificio de 1890, una elegante construcción con una solidez y unos espacios que los edificios posteriores, construidos pensando en la rentabilidad y el mercado, ya no poseen.

En el mismo edificio, aunque muchos huéspedes quizás no se dan cuenta, viven simpáticas familias italianas con las que hay una gran sintonía y colaboración: no es raro ver a la señora del quinto piso con su perro que entra en el Deseo para tomar un café o a algún huésped del hotel que ayuda a la anciana del cuarto piso a llevar la bolsa de la compra.

Una nota realmente divertida sobre el establecimiento es que parece que es el más alto de Roma.
Más alto en cuanto a altitud sobre el nivel del mar.
Por ello, cuando salgas del Deseo Home, sea cual sea la ruta que tomes, siempre será cuesta abajo o llano, aunque en este caso tarde o temprano acabarás en bajada.

Cuando te vayas, ninguna subida, pero cuando vuelvas... Para bien y para mal, ¡estamos exactamente en el punto más alto del centro de Roma!

Es solo una curiosidad, pero quién sabe si un día, quizás en Navidad, desde las ventanas del hotel veremos caer hermosos copos de nieve.